Obama, reelegido.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Obama, reelegido.

Mensaje  Damablanca el Miér Nov 07, 2012 1:30 pm

Publicado hoy en el diario "La Vanguardia":

La familia Obama salió al escenario, en el centro de convenciones McCormick, más de media hora después de medianoche. Al grito de "USA, USA, USA". Malia le dio unas palmadas a su padre, antes de que las mujeres Obama dejaran sólo al presidente. Su segundo discurso de la victoria, su segunda hoja de ruta con el compromiso hacer que la política se preocupe más de los ciudadanos y menos de ella misma.

“Cuatro años más, cuatro años más,…”, coreó el público cuando el presidente reelecto tomó la palabra.

“Nuestra economía se está recuperando, una década de guerra está acabando, una larga campaña ha concluido y tanto si me he ganado vuestro voto o no, os he escuchado, he aprendido de vosotros y me habéis hecho un presidente mejor. Y con vuestras historias y vuestras luchas, vuelvo a la Casa Blanca más determinado y más inspirado que nunca sobre el trabajo que he de hacer y el futuro que nos espera”.

El público llevaba horas esperando escuchar a su presidente reelecto. Allí había decenas de miles de historias de personas que, pese a descontentos y desengaños, siguen viendo a Barack Obama como el presidente de las personas. “Ha ganado la gente, ha perdido el dinero”, decía unas de las activistas.

“Esta noche habéis votado por la acción y no por la política como es usual. Nos habéis elegido para que nos enfoquemos en vuestro trabajo, no en el nuestro”, prometió a la concurrencia, con una voz en la que no podía disimular el impacto del sprint final de estos días, con cuatro o cinco discursos por jornada.

Arrancó la noche con una felicitación para sus rivales, Mitt Romney y Paul Ryan.

“Hemos combatido con fiereza, pero sólo porque amamos este país y tenemos una profunda preocupación por nuestro destino”, subrayó. Luego aseguró que buscará la manera de restañar las heridas de la batalla.

“En las próximas semanas me sentaré a hablar con Mitt Romney para ver cómo juntos podemos mover el país hacia delante”.

Tuvo palabras para el “guerrero” Joe Biden, su vicepresidente, y un elogio sin para para Michelle, su esposa. “No sería el hombre que soy sin la mujer con la que me casé hace viente años”. De sus hijas, Sasha y Malia, dijo que “crecen inteligentes y fuertes como su madre”.

No se olvidó de la gente que le ha ayudado en la campaña, ni de aquellos a los que encontró en este largo camino.

A todos les prometió que, en una resonancia de su mensaje de unidad del 2008, “miraré hacia adelante para trabajar con los líderes de ambos partidos para afrontar los desafíos que sólo juntos podemos resolver –reducir el déficit, reformar el código fiscal, reparar nuestro sistema de inmigración, liberarnos de la dependencia del petróleo extranjero. Queda trabajo por hacer”.

A diferencia del 2008, su discurso de la victoria del 2012 se produjo en un pabellón cerrado, sin tanta naturalidad como hubo entonces. También el entusiasmos, pese a su estallido, tenía la genuidad de hace cuatro años, según los que vivieron aquel momento y este de ahora.

“Este país tiene más riqueza que cualquier otra nación, pero esto no es lo que nos hace ricos. Tenemos el ejécito más poderoso de la historia, pero esto no nos hace más fuertes. Nuestras universidades, nuestra cultura son la envidia del mundo, pero esto no es lo que hace que los ciudadanos vengan a nuestras costas. Lo que hace América excepcional son los lazos que mantienen unida a la más diversa nación en la tierra, la creencia de que compartimos nuestro destino”.

De Nuevo, volvió a cargar contra los vicios de la política. “A pesar de todas las frustraciones de Washington, nunca me he sentido más esperanzado con nuestro futuro, nunca he tenido tanta esperanza en América, y os pido que mantengáis esa esperanza”.

Su mensaje insistió en la esperanza de que lo mejor está por venir gracias al empeño de todos. “Continuaremos luchando por nuevos trabajos, nuevas oportunidades y seguridad para la clase media. Entonces recordó a los fundadores, la idea de que “si trabajas duro, no importa quién eres, de dónde vienes, cual es tu apariencia, no importa si eres negro o blanco, hispano o asiático o nativo americano, joven o viejo, rico o pobre, capacitado o discapaciado, gay o heterosexual. Podemos conseguirlo si lo intentamos.

Después de una campaña tan larga, de un mandato en el que ha resurgido el Tea Party, con ideas extremas, desde posiciones en que se ha combatido el espíritu solidario y social de Roosevelt, Obama expresó su creencia de que el país puede prosperar “porque no estamos tan divididos como nuestros políticos sugieren y no somos tan cínicos como algunos piensan”

Y añadió: “la democracia en un país de 300 millones puede ser ruidosa, caótica y complicada. Tenemos nuestras opiniones y pasamos por tiempos difíciles. Cuando tomamos grandes decisiones como país, necesariamente remueve pasiones y controversias. Esto no cambiará esta noche y no debe. Esos argumentos son la señal de nuestra libertad y no podemos olvidar que, como nosotros hablamos, ciudadanos de naciones distantes arriesgan sus vidas por la oportunidad de poner sus votos en una urna como hoy hicimos”.

avatar
Damablanca

Cantidad de envíos : 5188
Localización : España
Fecha de inscripción : 18/02/2008

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.